Muy Noble y Muy Leal Ciudad de Jerez de la Frontera

Muy Noble y Muy Leal Ciudad de Jerez de la Frontera

jueves, 19 de octubre de 2017

Santa Misa de Apertura del Besamanos Magno mañana viernes a las 20,30 en San Francisco

Mañana viernes 20 de octubre serán suspendidos los rezos semanales para poder unirnos a la Santa Misa que será celebrada en la Capilla del Voto.

Tras la misma se presentará por el Consejo de la Unión de Hermandades el plano con la localización de los templos que participan en el Besamanos Magno, así como de la compostelana que servirá de guía del mencionado besamanos.





Besamanos en San Francisco organizados por la Hermandad de las Cinco Llagas: Virgen del Voto y María Santísima de la Esperanza





Como ya se ha dado a conocer en los medios de comunicación, y para participar con mayor plenitud en el Centenario Inmaculista, nuestra Hermandad colabora con el así llamado Besamanos Magno del próximo fin de semana ofreciendo en Solemne Ceremonia de Besamanos a nuestra Amantísima Titular María Stma. de la Esperanza, así como a la Virgen Inmaculada del Voto. Es un momento propicio para estar con tan queridas imágenes  marianas y pasar un rato de oración ante ellas.
Informamos asimismo del horario de apertura de la iglesia de San Francisco en estos dos días de besamanos:
Sábado 21: de 9,00 a 20,30 (interrumpiéndose por una boda a las 13,00);

Domingo  22: de 10,00 a 20,00 (interrumpiéndose durante la misa de 11,00.

El jerezano José Ignacio Gordon de la Serna será beatificado, el próximo sábado 21 de octubre, en la Sagrada Familia de Barcelona






Fue fusilado el 13 de agosto de 1936 en la localidad valenciana de Alboraya y será reconocido junto a otros 108 mártires claretianos

Fuente: DIÓCESIS DE ASIDONIA-JEREZ

La Basílica de la Sagrada Familia de Barcelona acogerá el próximo sábado 21 de octubre la celebración de beatificación de 109 mártires que, en el marco de la Guerra Civil perdieron la vida por su fe. Entre ellos se encuentra el jerezano José Ignacio Gordon de la Serna.
Bautizado en la parroquia de San Miguel y confirmado en la Basílica del Carmen, el nuevo beato, hijo de productores vinateros y educado en los Marianistas, integró la Congregación de los Luises y estudió Derecho en Madrid antes de entrar en el noviciado en Cervera en 1922 y profesar el 20 de mayo de 1923, Día de Pentecostés.
Llegó a ser superior de la comunidad de Játiva hasta que en 1936 fue obligado a refugiarse en la casa de Valencia. Fue apóstol de sus coetáneos y compañeros. Se le reconoce carácter agradable y trato delicado, se distinguió por su piedad, caridad y humildad, tenía un gran sentido de la austeridad y fue religioso observante y ejemplar.

La celebración en el templo barcelonés de la Sagrada Familia, en la que será beatificado junto a sus compañeros el próximo sábado, estará presidida por el Cardenal Ángelo Amato, prefecto de la Congregación para la Causa de los Santos.

Previamente, el viernes día 20, habrá una Vigilia de Oración en el Santuario del Cor de María presidida por el padre Mathew Vattamattam, superior general de los Misioneros Claretianos y, al día siguiente de la beatificación, tendrá lugar la misa de acción de gracias presidida por el Cardenal Juan José Omeya.

Evangelio y comentario

Fuente: ALFA Y OMEGA

XXIX Domingo del tiempo ordinario (ciclo A)
Dar a Dios lo que le pertenece

En tiempos de Jesús Palestina formaba parte del Imperio romano. Esto implicaba que los judíos debían pagar tributo al César. Esta imposición no solo tenía consecuencias económicas, sino que era considerada como una humillación para los habitantes de esta región. Aparte de las connotaciones económicas, sociales o políticas, para los judíos fervientes esta obligación representaba también un problema religioso, debido al hecho de tributar en beneficio de un emperador pagano. Por eso, la pregunta trata de poner contra las cuerdas a Jesús, ya que justificar el impuesto al César supondría considerar al Señor traidor a Dios y al pueblo elegido, y cómplice del poder pagano; por el contrario, rechazar este pago acarrearía la denuncia de Jesús ante las autoridades romanas por subversión. De hecho, en el relato de la Pasión de San Lucas se acusa precisamente a Jesús de esto. Pero el Señor, lejos de amedrentarse ante esta pregunta capciosa, les devuelve la cuestión, haciéndoles ver que también ellos se aprovechan de la dominación, usando el dinero romano para su vida cotidiana. Además introduce un elemento inesperado en su respuesta: «a Dios lo que es de Dios». Con esta respuesta, no centra la cuestión solo en la dimensión política o en la relación que debe existir entre la esfera civil y la religiosa.

El hombre, imagen de Dios
Si ponemos en Evangelio de este domingo en relación con la primera lectura, tomada de la profecía de Isaías, observamos que Dios aparece como quien dirige la historia, con independencia de la época, los gobiernos o los acontecimientos concretos que la conforman. Por eso, ningún poder terreno puede ponerse en el lugar de Dios. Así se explicita al afirmar el Señor varias veces que «yo soy el Señor y no hay otro fuera de mí». Incluso el emperador persa Ciro es, sin saberlo, instrumento de un plan más grande, que solo Dios conoce y lleva a cabo. Por otro lado, con la afirmación de Jesús sobre la necesidad de a «dar a Dios lo que es de Dios» se pone de manifiesto que, al igual que la moneda lleva la efigie del César, el hombre lleva plasmada la imagen de Dios, tal como aparece en el relato de la creación, del libro del Génesis. Por lo tanto, Dios ha escogido al hombre, por Él creado, para reflejar su imagen, es decir, su gloria. De este modo se pone en evidencia que la misión del Evangelio y de la Iglesia no es únicamente recordar la justa distinción entre la esfera política y la religiosa, sino esencialmente la de hablar de Dios y recordar a los hombres el derecho de Dios sobre lo que le pertenece, es decir, sobre nuestra vida. Puesto que Dios es santo, nos corresponde a nosotros reflejar la imagen de su santidad.

Vivir integrados en la sociedad
Desde los primeros momentos de la vida de la Iglesia no se distinguió al cristiano por su rebelión frente a los poderes políticos establecidos, sino por su empeño por integrarse en la sociedad concreta de la que formaba parte, tratando de transformarla a la luz del Evangelio. Es lo que ocurría en los primeros siglos y es la misión que tenemos por delante. La constitución pastoral Gaudium et spes del Concilio Vaticano II nos ayuda a comprender también cuál ha de ser hoy la función del creyente en medio de la cultura en la que vive. Sin embargo, la autonomía de las realidades temporales no significa que el cristiano deba renunciar a participar de los asuntos de la vida política o que deba esconder su condición de creyente ante los demás. Aceptando los legítimos poderes, el cristiano tiene también la misión de manifestar en su vida pública y privada lo que es y lo que piensa.




  Daniel A. Escobar Portillo
 Delegado episcopal de Liturgia Adjunto de Madrid




Evangelio

En aquel tiempo, se retiraron los fariseos y llegaron a un acuerdo para comprometer a Jesús con una pregunta. Le enviaron algunos discípulos suyos, con unos herodianos, y le dijeron: «Maestro, sabemos que eres sincero y que enseñas el camino de Dios conforme a la verdad, sin que te importe nadie, porque no te fijas en apariencias. Dinos, pues, qué opinas: ¿es lícito pagar impuesto al César o no?». Comprendiendo su mala voluntad, les dijo Jesús: «Hipócritas, ¿por qué me tentáis? Enseñadme la moneda del impuesto». Le presentaron un denario. Él les preguntó: «¿De quién son esta imagen y esta inscripción?». Le respondieron: «Del César». Entonces les replicó: «Pues dad al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios».

Mateo 22, 15-21


Tributo monetario de Tiziano. National Gallery

  

lunes, 16 de octubre de 2017

Nuestra Hermandad participa en la Exposición Mariana del Voto Inmaculista y en la Revista conmemorativa




Los Claustros de Santo Domingo acogen desde el día 9 la exposición mariana conmemorativa de los 400 años del Voto Inmaculista de la ciudad de Jerez, una muestra de gran valor artístico por cuantos enseres se pueden observar detenidamente.

Hay piezas de gran interés artístico, como delanteras de varios palios (bambalinas, varales y respiraderos frontales, entre los elementos más destacados) o imágenes secundarias como el Ángel Confortador de la Hermandad de la Oración en el Huerto o, incluso, los varales y el techo de palio completo de la Hermandad de la Vera Cruz, un antiguo manto de la Virgen de la Piedad, además del techo de palio de la Esperanza Franciscana, que tiene como gloria una reprodiucción de la Inmaculada conocida como La Cieguecita de Martínez Montañés firmada por el escultor Sebastián Santos Rojas. La misma se encuentra enmarcada entre valiosos bordados del taller de Carrasquilla.

Asimismo, se presentó durante la inauguración el pasado día 9  la revista conmemorativa del Aniversario Inmaculista –se puede adquirir allí mismo al módico precio de 2 €- que contiene interesantes artículos sobre la Inmaculada y su vinculación con nuestra ciudad, uno de los cuales, titulado La Inmaculada y Las Cinco Llagas, lo firma el secretario de la Hermandad de las Cinco Llagas, N.H.D. Ernesto Romero del Castillo. Además contiene una ficha de cada Imagen que estará expuesta en el besamanos magno.

También se estrenó la aplicación móvil del citado aniversario, encontrándose en dispositivos Android e iOS mediante la búsqueda sencilla de las palabras claves “Aniversario Voto Jerez”, con todos los datos de IV Centenario.

Esta muestra se podrá visitar hasta el próximo domingo día 22 de octubre con el siguiente horario de apertura: de martes a viernes, de 10’00 a 13’30 horas y de 18’00 a 21’00 horas, y los sábados y domingos, de 10’00 a 13’30 horas.








jueves, 12 de octubre de 2017

Recordatorio: CABILDO GENERAL ORDINARIO DE APERTURA DE CURSO EL PRÓXIMO MIÉRCOLES 18 DE OCTUBRE


En virtud de lo tipificado en la Normativa Diocesana de Hermandades y Cofradías, esta señera corporación nazarena convoca para el próximo miércoles 18 de octubre a las 20,30 horas en primera convocatoria y media hora después en  segunda, y en su Sala Capitular,  Cabildo General Ordinario de Apertura de Curso con arreglo al siguiente: 

ORDEN DEL DÍA

1. Proyecto de actividades del Curso 2017-2018
2. Presupuesto Económico Curso 2017-2018.
3. Ruegos y preguntas.
4. Padrenuestro por nuestros cofrades difuntos.

Lo que tenemos el inigualable honor de comunicarle para su conocimiento y  asistencia al mismo, rogándole la máxima puntualidad posible. 


Galería fotográfica de la participación de nuestra Hermandad en el Rosario Público del pasado sábado 7 de octubre

Fotografías por gentileza de N.H.D. Manuel Piñero Dueñas




















Necrológica de nuestro Párroco Emérito Don Ángel Romero Castellano





Por su indudable interés histórico y ser reflejo de  lo que sentimos con la partida de tan ilustre sacerdote quienes le conocimos, transcribimos la magnífica crónica necrológica publicada el pasado lunes 9 de octubre en Diario de Jerez y firmada por N.H.D. Marco A. Velo García en su sección JEREZ ÍNTIMO.

¿Por quién doblan las campanas en San Miguel?

Un rumor afónico, ininteligible, se expande calle Barja arriba. Suena a réquiem con ojeras. La noche es un subterfugio que anuncia el vestigio de lo imponderable. La Plaza León XIII destila ya una oscuridad fría como el témpano del tempus fugit. El silencio aquilata los muros centenarios del templo catedralicio que se alza como sombra gigantesca en la moldura de la vista alzada. La calle San Miguel empina su tránsito ahora hueco de transeúntes. Sabíamos por Quevedo que la virtud en la enfermedad se perfecciona. Pero no hallamos ya vestigios de enfermedad derramada al albur. Casi todas las casapuertas parecen cavernas de atávicos desgarros. Una mudez aplastante ensordece la nada. Y agavilla la mismidad de un barrio de tabancos antiguos como la sepia del serrín desparramado por las solerías y las soleares de un quejido mesiánico.
¿Qué conato de aciaga noticia silban los arcángeles -hoy circunspectos- del retablo mayor de la memoria colectiva jerezana? Alguien -voz en off- explicita que una sotana menuda de estatura, negrísima como la caligrafía pendolista del cronista local o del Escribano Primero de la Villa, ha ejercido de factor de cohesión durante las últimas cuatro o cinco décadas por esta collación de reminiscencias napolitanas y ecos de seguiriyas de Manuel Torre. ¿Una sotana negra como factor de cohesión social? ¿Negra como el barrunto de la muerte? ¿O negra como el opaco túnel de la implosión que conduce a la luz de la Vida Eterna? Jerez parece dormido cuando aún no han sonado las veintidós horas en el reloj indeleble e inefable de la ciudad... Huele a esquela de rango ilustrísima. Comoquiera que el olfato pleitea con el asalto a quemarropa, enseguida nos percatamos -a la defensiva- del olor a ausencia. Ya escribió Ramón, Ramón a secas, el Ramón de las vanguardias literarias, que “la nariz apercibe cosas que la razón no comprende e incluso hasta llega a telepatías extremas”. Huele, sí, a madera de dosel pero también a madera de féretro, huele a piel de cartera hinchada de informes del Tribunal Eclesiástico, huele a cordón blanquiazul de tratamiento ilustre de Académico de Número, a biblioteca añosa de obras de Santo Tomás de Aquino, a vocalización de adusto pronunciamiento, a voz de madrugón de mañana de procesión de Minerva, a prédica de Función Principal de Instituto de Cofradía de nazarenos de clara vocación sacramental, a manos limpias de Primera Comunión de niños de la Plazuela, a erudición teológica de párroco de envergadura intelectual, a pedaleo apostólico por las distintas etapas de la intrahistoria reciente, a archivo añejo de partidas de nacimiento, a presidencia de Cabildos de Oficiales en salas capitulares siempre limpias como los chorros del oro gracias al buen hacer de Pedro García Rendón y Enrique Hernández Patiño. Huele a cercanía de esparto de presidencia de palio en la madrugada del Viernes Santo…
Un vacío asfixiante se apodera de la feligresía. Adjetivos enlutados esconden su fulgor lírico. En un repente campanas de la torre más alta entonan la rítmica elegía del obituario. ¿Por quién doblan las campanas en San Miguel? ¿Por quién? ¿Por el acento lebrijano de preclara oratoria que el domingo -cada día del Señor de los últimos cuarenta y tantos años- proclamaba la Palabra de Dios con su deje que a tantos nos embelesaba? ¿Doblan por el párroco histórico, por el párroco emérito, don Ángel Romero Castellano “aquí en la tierra como en el cielo”? La anochecida se torna poema de Julián Pemartín en la Semana Santa de 1929, primera salida del Santo Crucifijo de la Salud, e impreso ulteriormente en la edición del periódico ‘Ayer’ de la Semana Mayor de 1937. Sí, hoy San Miguel parece noche de estación penitencial de la cofradía pero sin público en las calles de su barrio. “Como a un conjuro callado/ se abre la gigante puerta/y a ese conjuro ha quedado/ la plaza en silencio yerta”. Ha fallecido don Ángel y como en “la noche del Jueves Santo,/¡con muerte de Dios cargada!,/ en San Miguel suena el llanto/ de una doble campanada”.


El próximo domingo 15 de octubre el Papa canoniza al español Faustino Míguez








Medicinas de santo en la farmacia

Este domingo, 15 de octubre, el Papa Francisco canonizará al escolapio gallego Faustino Míguez. Además de fundador del Instituto Calasancio Hijas de la Divina Pastora, dedicado a la evangelización a través de la educación y la promoción de la mujer, el futuro santo fue un farmacéutico autodidacta que llegó a tener su propio laboratorio y doce medicamentos aprobados por el Ministerio de Sanidad
Fuente: ALFA Y OMEGA

No falta mucho para que cuando usted, querido lector, vaya a la farmacia, pueda comprar cuatro medicamentos que nacieron en el laboratorio fundado por el padre Faustino Míguez en 1922. Uno será para el hígado, otro para los hematomas, el tercero para cálculos renales y, finalmente, un colutorio para afecciones bucales. «Llegamos a tener doce medicamentos aprobados por Sanidad que se vendían a través de cooperativas farmacéuticas», explica la actual directora de Laboratorios Míguez, la calasancia Sacramento Calderón, también superiora general del instituto fundado por el futuro santo. «Tuvieron una gran acogida en el mercado farmacéutico» aunque, por diversas circunstancias, ahora «estamos en proceso de reconversión y gestionando de nuevo con Sanidad la comercialización de cuatro de los doce medicamentos».
Todo comenzó en su época de estudiante en el colegio de las Escuelas Pías. Faustino «seguía un plan de estudios de Teología que tenía muchas asignaturas de ciencias», algo que disgustaba a algunos. «Ahí se despertó su vocación científica. Pero fue durante su primer destino como escolapio, en Cuba, donde observó el uso que hacían los estudiantes de las plantas con fines medicinales».
Destinado en 1989 a Sanlúcar de Barrameda, aún se conservan las actas de una sesión ordinaria del Ayuntamiento en las que figura «que un miembro dijo que en el colegio de los escolapios había un excelente clínico al que podían encargar el análisis de las aguas de los manantiales de la ciudad», explica la madre Sacramento. El sacerdote accedió a realizar el análisis «y, de hecho, recogió los resultados en un libro publicado por el propio Ayuntamiento. También hablaba –en línea con la encíclica Laudato si– de la importancia del agua para la población y de la necesidad de conocer sus características, para que fuera bien utilizada y aprovechada».

Esta obra le proporcionó mucho prestigio entre la clase médica y le acercó al mundo científico de la facultad de Medicina de Sevilla: «Hay muchos médicos que estudian el resultado de su análisis y dicen que está acorde con los principios de la ciencia». Y eso que fue autodidacta. «Pero era un hombre estudioso. En el museo de Getafe que tenemos están todos los libros de Ciencias, de Medicina, de Farmacia, que él utilizaba. Tiene libros en inglés, en francés… y sobre todo tipo de enfermedades».
Sus remedios empezaron a alcanzar fama en la ciudad. De hecho, «hay alguna constancia escrita de que una personalidad del mundo científico de Sevilla le pidió que, a través de estos experimentos, curase la enfermedad de un familiar. Efectivamente lo curó y esto provocó que el padre Faustino se dedicase por completo al tema de las plantas». Elaboró numerosos medicamentos y atendió a cientos de enfermos, lo que despertó los recelos de la clase médica de la zona. «Su salida en 1888 está provocada, entre otras causas, por presiones de los médicos ante sus superiores».
En 1888 llega a Getafe, donde según un escrito de Manuel de la Peña, cronista oficial de la villa getafense, «la Renfe se estableció debido a la gran cantidad de enfermos que desde Madrid viajaban a la localidad para ser atendidos por el padre Faustino». Fue así como surgió el laboratorio Míguez, ante la avalancha de demandas que encontró. Fue aprobado en 1922 por el Ministerio de Sanidad y puesto en marcha gracias a la ayuda de las religiosas calasancias, que estudiaron Farmacia para ayudarle en esta labor. La madre Sagrario Martín estudió la carrera de Farmacia en 1910, enviada por Faustino. «Fue una de las primeras mujeres que se matriculó en esta carrera en la universidad, y por supuesto fue la primera religiosa que lo hizo», reconoce la madre Sacramento, orgullosa. Años después ella también sería enviada por su congregación a la facultad de Farmacia.
Son muchos los medicamentos que elaboró el futuro santo. «Llegamos a atesorar 70 fórmulas», sostiene la calasancia. Antes de su fallecimiento, el padre Faustino cedió la titularidad del laboratorio a las religiosas con varias condiciones: «Que los beneficios obtenidos se destinaran por una parte a Misas para las almas del purgatorio; por otra, para el mantenimiento del laboratorio, y una tercera parte para apoyar económicamente a mujeres sin recursos, para que pudieran cursar estudios universitarios».


Cristina Sánchez Aguilar @csanchezaguilar

El pasado viernes 6 de octubre celebramos Santa Misa de Hermandad en la Capilla del Voto




Evangelio y comentario

Fuente: ALFA Y OMEGA

XXVIII Domingo del tiempo ordinario (ciclo A)
Los invitados a la boda

La imagen de la boda refleja bien la alegría humana y sirve para revelarnos en un lenguaje asequible el proyecto de amor y de comunión de Dios con los hombres o, en otras palabras, la plenitud del Reino de los cielos. En este proyecto Dios no pone límites. Así se muestra en la descripción espléndida de la primera lectura, de Isaías, cuando se refiere a «un festín de manjares suculentos, un festín de vinos de solera; manjares exquisitos, vinos refinados». Por su parte, el apóstol, en la segunda lectura, afirma que «Dios proveerá todas vuestras necesidades con magnificencia».

La elección de un pueblo
La parábola coloca en el centro de la escena la respuesta que el hombre da a Dios ante la invitación a participar en su banquete. Los invitados primeros representan al pueblo judío. Con ello, el Señor no pretende, en primer término, reprocharles nada, sino hacerles comprender que el proyecto de Dios está dirigido ante todo a ellos. Los hebreos son el pueblo elegido y Dios quiere colmarlos de toda clase de bendiciones, encarnadas en la alegría y los alimentos del banquete de bodas. Por desgracia, la respuesta de los convidados es negativa. Esta actitud no desanima al rey, quien no desiste en su deseo de que vayan a la boda, en la que hay «terneros y reses cebadas». Este empeño del Señor permite que nos hagamos cargo, por un lado, de la generosidad de Dios y, de algo más profundo, que Dios quiere realmente a quienes llama a compartir la comida con Él.
La postura de los que rechazan la invitación refleja la mediocridad de los planes humanos frente a la riqueza y la plenitud de los proyectos de Dios para sus hijos. El marcharse a las tierras y a los negocios es una imagen nítida de la actitud del hombre cuando no se plantea en su vida un horizonte más amplio que la satisfacción de sus necesidades materiales. En principio no hay violencia, sino simplemente desinterés. Sin embargo, para algunos, la invitación a la boda se convierte en una provocación, desencadenando la furia contra los enviados de ese rey, que consideran esta actitud como una intrusión en su propia vida. Es entonces cuando el Evangelio relata que «el rey montó en cólera, envió sus tropas, que acabaron con aquellos asesinos y prendieron fuego a la ciudad».

Una llamada universal
Acto seguido, el rey ordena a los criados ir a «los cruces de los caminos y a todos los que encontréis». El deseo de acoger a los que no estaban previstos inicialmente alude a la predicación del Evangelio a los paganos, tras la muerte y resurrección del Señor. Ciertamente, la salida a los cruces de los caminos indica que cualquiera puede participar de la salvación de Dios. Aun así, no significa que se pueda participar en ese banquete de cualquier modo. El Evangelio habla del «traje de fiesta» requerido para poder ir a la boda. ¿A qué se refiere el Señor? El rey no solo manda llamar a todos, sino que pone a disposición de ellos el vestido de fiesta. La tradición ha visto siempre en este traje una imagen de la gracia de Dios: algo inmerecido, pero que se nos regala como un don, para poder entrar en la presencia de Dios. En verdad, puede resultar más cómodo no preocuparse en «cambiar nuestro vestido», como ocurría a los invitados que se resistían a dejar sus negocios y sus tierras. Pero con esa disposición nos estamos cerrando al plan de amor y comunión que Dios nos tiene preparado y que se expresa a través de la parábola de los invitados a la boda. En la vida sacramental, la participación en la Eucaristía es la realización en la tierra de ese banquete. Por eso, estamos llamados a celebrarla abiertos a la gracia y reconciliados con Dios antes de recibir el Sacramento.




  Daniel A. Escobar Portillo
 Delegado episcopal de Liturgia Adjunto de Madrid




Evangelio

En aquel tiempo, volvió a hablar Jesús en parábolas a los sumos sacerdotes y a los ancianos del pueblo, diciendo: «El reino de los cielos se parece a un rey que celebraba la boda de su hijo; mandó a sus criados para que llamaran a los convidados, pero no quisieron ir. Volvió a mandar otros criados encargándoles que dijeran a los convidados: “Tengo preparado el banquete, he matado terneros y reses cebadas, y todo está a punto. Venid a la boda”. Pero ellos no hicieron caso; uno se marchó a sus tierras, otro a sus negocios; los demás agarraron a los criados y los maltrataron y los mataron. El rey montó en cólera, envió sus tropas, que acabaron con aquellos asesinos y prendieron fuego a la ciudad. Luego dijo a sus criados: “La boda está preparada, pero los convidados no se la merecían. Id ahora a los cruces de los caminos, y a todos los que encontréis, convidadlos a la boda”. Los criados salieron a los caminos y reunieron a todos los que encontraron, malos y buenos. La sala del banquete se llenó de comensales. Cuando el rey entró a saludar a los comensales, reparó en uno que no llevaba traje de fiesta y le dijo: “Amigo, ¿cómo has entrado aquí sin el vestido de boda?”. El otro no abrió la boca. Entonces el rey dijo a los servidores: “Atadlo de pies y manos y arrojadlo fuera, a las tinieblas. Allí será el llanto y el rechinar de dientes. Porque muchos son los llamados, pero pocos los escogidos”».


Mateo 22, 1-14





COMUNICADO HERMANDAD CINCO LLAGAS NOMBRAMIENTO CAPATACES

La Junta de Oficiales o Gobierno de la Hermandad y Cofradía de Nazarenos de las Sagradas Cinco Llagas de Cristo, Nuestro Padre Jesús de la Vía-Crucis y María Santísima de la Esperanza aprueba por unanimidad nombrar los siguientes capataces de cara a la Semana Santa del año de Gracia del Señor de 2018:
Capataz del paso de Nuestro Padre Jesús de la Vía-Crucis: D. Manuel Campos Sánchez.
Capataz del paso de palio de María Santísima de la Esperanza: D. Eduardo Torné Barro.
Lo que extendemos y cursamos a efectos de comunicación al cuerpo de hermanos, medios de comunicación social de la ciudad y cofrades en general.

Por la Junta de Señores Oficiales:

Ernesto Romero del Castillo
Secretario

VºBº Rafael Cordero Jaén
 Hermano Mayor


Muy Noble y Muy Leal Ciudad de Jerez de la Frontera, mes de octubre del año del Señor de 2017.